El tres veces campeón del mundo vuelve a brillar, pese a su pálido inicio en este evento, Andy Irons renace de las cenizas para llevarse el Billabong Pro Teahupoo en su décima versión.
Al parecer Irons, después de sacar de competencia al 2 veces campeón Rayo Blanco Fanning, se inspiró, pese a lo ajustado de el score 14.07 contra 14.17 (ganar es ganar, aunque sea por décimas). Luego de eso este Hawaiiano se encendió, precio que pagó el norteamericano Patrick Gudauskas en cuartos y el mismísimo Kelly Salter en la semi, donde si bien las condiciones no eran las óptimas, eran las mismas para ambos. Con cuatro olas cada uno, Slater no pudo quitarle la punta en casi todo el heat, dejando Andy a Kelly con las ganas de regresar al número uno del ranking general, debiendo conformarse con llegar hasta la segunda casilla de la general, debajo de Jordy Smith, que está a solo 250 puntos de distancia.
Andy después de encargarse de K9, barre el fondo de coral con CJ Hobgood, un especialista de esta ola, que en un heat de 33 minutos debido a la frecuencia de las olas, no supo encontrar el ojo del tigre para batallar con el hawaiino, que a la postre se llevó con un 14.67 contra 8.33, en esta décima versión del Billabong Pro Teahupoo.

250

Ahora todos a Trestles, California, a la sexta parada del circuito, donde comienza la segunda mitad del WCT.

Web Oficial>>>
Foto: ASP