Es la última película del ya consagrado Jack McCoy, con todo su estilo, A Deeper Shade of Blue, la que según McCoy, no es una película de surf, que es una película sobre las raíces surf más profundas: en el subconsciente, en la tradición, en el arte de la construcción de tablas de surf, en la búsqueda perpetua del hombre por una relación feliz con el mundo natural.

250

Visita la web>>