250

Luego de un mes de la tormenta del 17 de Junio, que cambió la anatomía del borde costero de Maitencillo, hemos visto como los bancos de arena se han modificado, mostrando la mejor cara del invierno, que ha dejado a muchos damnificados en el camino pero que también a dejado a todos felices con las mejores sesiones de surf del año.

Fotografía.   Emmanuel Rojas A.