Dane Reynolds hace un llamado a todos y todas a cuidar nuestras playas. El mensaje va dirigido a que formen parte de la Fundación Surfrider, que velan por el cuidado de las playas de EE.UU., pero para nosotros el mensaje en sí es lo importante. Cuidar lo que tenemos, aprovecharlo y respetarlo.

Amigo del Mar,
Cuando vas a la playa todos los días es fácil darla por sentado. El agua está limpia, tu ola favorita no está enterrada debajo de un puerto, hay pájaros y hay delfines (talvez mejor lobos marinos y focas, en nuestro caso) y cangrejos de arena (o jaibas). El océano es un recurso vital para todo, desde la vida del mar hasta la economía.
Como surfistas, estamos en medio de todo esto. Las playas y la vida marina no pueden protegerse a sí mismas cuando se trata de agendas de negocios. Están más preocupados por los márgenes que interrumpir el flujo de arena o un patrón migratorio de aves (o también flujos de agua, vertir deshechos en el mar, pesca industrial).
Tenemos suerte de tener el mar, la playa y las olas. (…) (Surfrider Foundation)

250

Todos pueden aportar en algo cuando se trata de cuidar nuestras playas. No lo demos por sentando y ocupémonos, por nuestro propio beneficio. Se puede partir por no botar basura (tampoco los cigarros!) y ojalá recoger alguna que encuentres tirada.