Estos últimos días ha quedado demostrado que la disciplina del surf de olas grandes está adquiriendo cada vez más revuelo. Y Chile, como uno de los principales países en que esto se lleva a cabo, también ha hecho surgir a algunos de los mejores en el área. Diego Medina, rider Billabong, es sin duda uno de ellos. Con el triunfo del Monster Paddle Award el 2006 por remar la ola más grande y un meritorio 3° puesto en el Campeonato Billabong Pico Alto en Perú el año 2007, este Horconino incansable sigue su pasión en busca de un alto podio en las competencias que se avecinan.

En estos momentos el surf chileno e internacional está a la espera del lanzamiento del Quiksilver Ceremonial 2010, como uno de los eventos icónicos de olas grandes, así como también lo es el spot donde se realiza, Punta de Lobos. Así también está Diego Medina, esperando ansioso, y entrenando larga e incesantemente. Cuatro horas de surf diarias, combinado con un fuerte entrenamiento a cargo de KINESURF, con su entrenador Francisco Véliz, un conocido surfista, preparador físico y kinesiólogo, buscan desarrollar resistencia, potencia, equilibrio, fuerza, flexibilidad y una fundamental capacidad pulmonar.

250

“Espero que estos entrenamientos tan completos, me entreguen una buena preparación y desarrollo de capacidades físicas, para tener un buen desempeño tanto en las sesiones de free surf, como en los campeonatos que se vienen este invierno”, explicó el rider emblema de Billabong en Chile.

Recientemente le fue entregado un quiver de tablas Klimax de ensueño, especialmente diseñadas para él, entre las que se encuentra una Gun 9,4 para olas de más de 6 metros, ideal para correr como a él más le gusta, con la cual probablemente lo estaremos viendo próximamente en el épico Ceremonial de Punta de Lobos.