Músicos y participantes, como Jason Mraz y Tristan Prettyman, se hicieron parte del moviemiento y protesta contra una de las mayores preocupaciones mundiales del momento: el derrame de petróleo en el Golfo de México.